Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Cazorla, capital del turismo rural 2022

Logotipo de La Vanguardia La Vanguardia hace 6 días Magda Bigas

Puede presumir de ser uno de los pueblos más bonitos de Jaén, rodeado de olivos y con un destacado patrimonio arquitectónico, y desde ahora, de haberse convertido en la Capital del Turismo Rural de 2022. Su nombre es Cazorla, una deliciosa localidad que no alcanza los ocho mil habitantes de la comarca de la Sierra de Cazorla, a poco más de una hora de la capital comarcal, y puerta de entrada del parque natural homónimo.

Cazorla se ha impuesto a otros nueve finalistas elegidos entre dos centenares de candidaturas de toda la geografía española, en la sexta edición de un certamen cuya última palabra siempre la tienen los viajeros. Son ellos quienes deciden por votación -en esta ocasión han participado alrededor de 100.000 usuarios- el nombre de su pueblo favorito. Completan el podio de este año Chinchón, cuya plaza Mayor está considerada la cuarta maravilla material de la Comunidad de Madrid, y Esterri d'Àneu, un pueblecito de montaña del Pallars Sobirà, en el Pirineo de Lleida.

Lee también

Estos son los diez pueblos que aspiran a ser la Capital del Turismo Rural 2022

Magda Bigas

El objetivo de la iniciativa, organizada por la plataforma de alojamientos Escapadarural.com, no es otro que el de visibilizar a los municipios que apuestan por el desarrollo de un turismo rural sostenible y ofrecer propuestas de interés y de calidad para escapadas de naturaleza. La localidad se suma a Sigüenza (Guadalajara), Aínsa (Huesca), Santillana del Mar y Potes (ambas de Cantabria) y Olvera (Cádiz) las cinco localidades galardonadas en las ediciones anteriores. 

Un pueblo blanco

Enclavado en las faldas de la Peña de los Halcones, en el valle del río Cerezuelo y al abrigo del parque natural Sierras de Cazorla, Segura y Las Villas -el espacio protegido de mayor superficie en toda península-, este pueblo blanco, de casas encaladas, enamora. Posee un casco antiguo digno de mención, declarado bien de interés cultural, junto con los castillos de Yedra, de las Cinco Esquinas y el palacio de las Cadenas. 

Una de las calles de casas encaladas de Cazorla © Getty Images/iStockphoto Una de las calles de casas encaladas de Cazorla

Sus orígenes se remontan alrededor del 2.000 a.C., pero es en la edad media y en siglos sucesivos cuando adquiere su máximo esplendor. Y es precisamente al pasear por sus callejas sinuosas de carácter arábigo-andaluz cuando se desvelan estos auténticos tesoros arquitectónicos que, junto con otros igualmente atractivos enamoran a quienes los visitan. 

Se trata de extraordinarias casas señoriales, viviendas tradicionales, templos como la iglesia de Santa María -hoy en ruinas-, la de San Francisco o la de San José, el Ayuntamiento, o la plaza de Santa María, entre otras edificaciones.

La imagen más icónica de Cazorla es la del castillo de Yedra que saluda al viajero desde lo alto de un cerro

Pero, sin duda, la imagen más icónica de Cazorla es la del castillo de Yedra -conocido también como de las Cuatro Esquinas-, que saluda al viajero encaramado en lo alto de un bonito cerro visible desde la distancia. De origen musulmán y posteriormente ocupado por cristianos, ha sido el mejor testigo de la historia de la zona. Fue construido en el siglo XI y todavía hoy conserva una buena parte de su estructura, que alberga el Museo de Artes y Costumbres Populares del Alto Guadalquivir.

Un entorno envidiable

Otro de los grandes tesoros de Cazorla es su entorno geográfico. El parque natural de las Sierras de Cazorla, Segura y Las Villas, que ocupa 210.000 hectáreas, es el pulmón verde más grande de Andalucía y uno de los principales núcleos turísticos de la provincia. Y es que, además de una flora y una fauna de gran riqueza, es un enclave ideal para la práctica de actividades al aire libre, especialmente el senderismo. 

Senderistas en el puente sobre el río Borosa en Cazorla © Aitor Muñoz Muñoz Senderistas en el puente sobre el río Borosa en Cazorla

Declarado en 1983 reserva de las biosfera por la Unesco, de altas paredes rocosas, extraordinarios valles y bosques frondosos, ofrece la posibilidad de mil y un itinerarios de distinta dificultad. Uno de los más recomendables es la ruta del río Borosa, que discurre entre pinares y hermosos paisajes. 

Además del trekking, el parque se ha convertido en un todo un referente de los deportes de aventura, con una amplia oferta de propuestas de barranquismo, rafting, piragüismo o mountain bike, un pretexto más visitar la zona.

Los 10 finalistas

  • Cazorla  20,9%
  • Chinchón  13,8%
  • Esterri d'Àneu  12,8%
  • Tinajo  11,2%
  • Blanca  11,1%
  • Graus  9,3%
  • Nieva de Cameros 6,4%
  • Tiedra  5,4%
  • Sineu  4,7%
  • El Robledo 4,4%
  • Lee también

    Pretextos para perderse en el último parque nacional de España

    Magda Bigas

    Parques nacionales, la opción más natural para este verano

    Magda Bigas
    Gestión anuncios
    Gestión anuncios

    Más de La Vanguardia

    image beaconimage beaconimage beacon