Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.
SIGUIENTE
Los futbolistas más farsantes del mundo

“Abengoa tiene que ser entendido como un valor casi de casino y un riesgo enorme”

S&P500 en máximos históricos... ¿Qué puede hacer el mercado americano ahora sobre todo sabiendo que tenemos elecciones?Desde mi punto de vista no queda mucho más recorrido alcista al corto plazo desde los niveles en los que estamos. Hay que tener en cuenta que en este caso el escaso volumen está resultando ser positivo para las bolsas, muy al contrario de lo que se vio el año pasado, donde por estas fechas China devaluó el yuan y eso provocó un desplome en las bolsas muy importante. En esta ocasión parece que la ausencia de noticias negativas está viniendo bien. Sobre todo lo que ocurrió en el último tramo de la sesión del martes en Europa me pareció significativo. Sin que hubiese ningún motivo relevante las bolsas aceleraron subidas. El DAX alemán en concreto rompió niveles de resistencias muy importantes, más o menos los 10.500 puntos, más o menos donde teníamos los máximos anteriores al Brexit del 23 de junio y a su vez los máximos de finales de abril. Con un nuevo tramo alcista ha vuelto a los 10.800 puntos. Sobre todo por una cuestión técnica propiciada por el bajo volumen. En Wall Street llevamos tiempo en estos máximos históricos. Digamos que Europa en el corto plazo está alcista. Wall Street lo veo lateral con sesiones de muy pequeño recorrido. Los ATR, las medidas de volatilidad están en mínimos de 2014. El rango diario de recorrido del S&P 500 es el más pequeño desde el año 2014. Ahí estamos aguantando. Desde luego el muy buen comportamiento que ha tenido Wall Street durante el mes de julio ha sido clave para que ahora mismo las bolsas estén en máximos anuales. Esa es una historia de éxito. Creo que la temporada de resultados en Estados Unidos ha sido mejor de lo previsto, con descenso de los beneficios más moderados de lo previsto. Hemos conocido datos macro muy positivos de la economía americana, especialmente los datos de empleo. En el mes de junio y el mes de julio que ha apoyado mucho a las bolsas. Posiblemente la sobrerreacción tras el Brexit fue excesiva y ahí entró dinero. Pero a mí me parece que todo esto no está ya en estas alturas demasiado cimentado. No veo demasiado recorrido alcista en el corto plazo en estos momentos y me parece probable que en las próximas semanas tengamos algún tipo de corrección.El Ibex 35 supera ya los 8.600 puntos, pero con toda la incertidumbre que sigue de fondo y viendo el ejemplo del año pasado, donde China sorprendió en la segunda mitad del mes de agosto, ¿debemos estar preparados para la volatilidad y más sorpresas?Debemos estar preparados para eso sin duda. En los prácticamente últimos, seis o siete días de cotización sobre los parqués la película ha cambiado por completo. Al principio de la semana pasada con los resultados de los test de estrés los bancos se estaban desplomando. El Deutsche Bank por ejemplo y los bancos españoles estaban cayendo a ritmos del 4% o el 5% diario. El miércoles pasado las cosas cambiaron, pero de haber continuado con esa racha de estar en máximos anuales estaríamos casi visitando los niveles anteriores al Brexit. La cosa ha cambiado completamente en las últimas seis o siete sesiones, pero si cogemos la fotografía de las dos últimas semanas vemos un movimiento dual que creo que es un poco señal de lo que puede pasar en la próxima semana o dentro de dos, o en el futuro muy cercano. En el caso del Ibex 35, está cotizando un 4% o 5% por debajo de sus máximos anuales lo cual indica el decalaje que lleva el Ibex hasta el punto que la semana pasada el diferencial entre el Ibex y el DAX tocó máximos históricos en los 2.000 puntos. Estamos en ese gap de máximos históricos, furto del sector bancario y de otros valores como Telefónica o Repsol.Sin duda el valor que está siendo más comentado en la presente jornada es Abengoa después de hacerse oficial el acuerdo para reestructurar su deuda y evitar la quiebra. ¿Qué le parece esta compañía una vez que ha salvado su futuro más inmediato?Diría que el acuerdo estaba en gran parte descontado. Abengoa ya había subido mucho respecto a los mínimos anuales que llegó a tocar. Si tomamos Abengoa B teníamos una recuperación ya de casi el 60%. Las acciones de Abengoa habían subido casi el 100% respecto a los mínimos anuales. Es decir, ya más o menos se sabía que la compañía estaba en negociaciones para alcanzar un acuerdo de este tipo. Con esto la compañía desde mi punto de vista sigue teniendo un peligro extremo. Sigue siendo una compañía muy vulnerable con una deuda elevadísima con una espada de Damocles siempre encima de la mesa de que en cualquier momento siempre se puede revertir la situación del acuerdo de que en este caso evite la quiebra como ya ocurrió hace unos cuantos meses cuando ya parecía que todo estaba acordado de que se reestructurase la deuda y que siguiese siendo viable y de repente el que iba a suscribir el acuerdo se echó para atrás y ahí quedamos en esta situación en la que estuvimos hace meses. A mí me parece que cualquier inversor que se esté planteando entrar en Abengoa debería dedicar una parte muy pequeña de su capital. Tiene que ser entendido como un valor casi de casino y un riesgo enorme. Eso sí, si sale bien su recorrido alcista es muy elevado. Pero es posible que la compañía vuelva a tener problemas en un futuro más cercano con su solvencia y su estabilidad. Ese es un poco el recorrido o la situación que veo con Abengoa. Es un valor casi de casino en el que cualquier inversión que se haga debe ser muy pequeña y siendo conscientes de que compramos una compañía de riesgo extremo.Por otro lado, quería comentar el mercado de divisas. ¿Ve oportunidad en alguna moneda con respecto a otras como por ejemplo en la libra?Con la libra la verdad es que no está demasiado claro porque miembros del Banco de Inglaterra siguen dejando abierta la puerta a que hayan nuevas bajadas de tipos de interés o ampliaciones del QE. En la medida en la que los pronósticos que hay sobre el impacto que va a tener el Brexit para la economía británica el año que viene, recordemos que el BoE pasó de prever un crecimiento del 2,3% para el año que viene a reducirlo al 0,8%, el mayor recorte de la historia, es más acentuado incluso eso posiblemente posibilite nuevas medidas del BoE. Con la libra esterlina estamos pisando un terreno inédito, donde hay una separación del Reino Unido de la Unión Europea, que no se ha empezado a negociar, que va a llevar dos o tres años, que no se sabe cómo va a acabar y por tanto hay demasiadas incertidumbres como para hacer una apuesta sobre la divisa. Ahora mismo en el corto plazo una de las divisas más fuertes que hay es el dólar australiano. En el caso del euro-dólar por ejemplo, Goldman Sachs hizo unos pronósticos recientemente que a mí me parecen bastante razonables. Hablaba de que el par pudiese terminar el año en el entorno del 1,08. Ven un recorrido de tres o cuatro figuras para este año, que me parece razonable. Hablaba de que en algún momento de 2017 se pudiese alcanzar la paridad. Esta paridad se viene retrasando. La mayor parte de analistas veían la paridad en 2016. Hemos postpuesto un año probablemente por el retraso de la subida de tipos de interés en EEUU. En el caso del euro-dólar la tendencia es bajista y creo que llegaremos a niveles de 1,08 y más abajo, pero ese camino se va a recorrer con más lentitud de la que esperábamos doce meses atrás.En último lugar quería hablar del petróleo. En la última semana los ETFs que mejor se han comportado han sido los relacionados con el crudo con bastante diferencia. ¿Podría ser interesante tomar posiciones comprados en el petróleo u otros activos relacionados con el oro negro?Creo que el crudo se va a mover en rango, en un rango amplio. Hace unas cuantas semanas estábamos en 50 dólares, caímos a 40, y ahora estamos entre 44 y 45 dólares. Precisamente yo ese rango entre 40 y 50 dólares me parece apropiado para los próximos meses. Momentáneamente podríamos subir por encima de 50 o podríamos caer por debajo de 40. Pero para mí el objetivo del petróleo para 2016 está entre 40 y 50 dólares. Con eso, en la medida en la que tengamos alguna corrección en el petróleo podríamos aprovechar para entrar en valor expuestos al petróleo. En la medida en la que nos acerquemos a la parte alta del rango todo lo contrario. Veo claro que por encima de 50 dólares el petróleo lo tiene difícil con la reactivación del fracking. Por debajo de 40 dólares también es complicado.

LISTA DE REPRODUCCIÓN

Más de Estrategias de Inversión

Los más vistos de hoy

image beaconimage beaconimage beacon