Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.
SIGUIENTE
HBO España invade Madrid con su espectacular promo

Forex: “Podemos ver el euro-dólar en el 1,13 en el corto plazo, pero en 1,09 en el largo”

¿Qué habría que vigilar ahora mismo del euro-dólar? Efectivamente de aquí a fin de año lo poco que hay que vigilar es la Fed. Poco tienen que hacer los otros bancos centrales como Gran Bretaña, Japón o BCE. El margen de actuación es cada vez más estrecho. Pensando en el euro-dólar tenemos que hacer un pequeño repaso. Pensamos que cuando de verdad el euro empieza a caer frente al dólar es en el 2008, cuando empezó en Europa la crisis de deuda. Pero en 2008 y 2014 siempre hemos visto grandes caídas con grandes recuperaciones. Entonces cuando de verdad el euro comienza a caer sin llegar recuperarse es en 2014 cuando comienza el tapering, en donde la Fed tiene mucho que ver y mueve mucho los mercados de divisas. A su vez a principios del 2015 cuando comienza el QE en Europa. Desde ese momento es significativo pensar, porque hasta ese instante veíamos movimientos entre 1,50 o 1,18 y 1,20, pero se recuperaba después y realmente nunca volvíamos a esos niveles de 1,40. Si lo tomamos en perspectiva y tomando un retroceso de Fibonacci, hemos retrocedido el primer retroceso, que no sería significativo. Dicho esto, no vamos a ver grandes movimientos hasta que la Fed no mueva ficha. En el medio plazo de aquí a diciembre si no vemos esa subida evidentemente veremos caer el euro y podremos manejar niveles en torno a 1,09. Pero una vez comentado esto, en el corto plazo para hacer estrategia ante la no actuación que hubo con la Fed evidentemente sí podemos hacer estrategia y sí que vamos a ver movimientos al alza.Es muy probable que se pueda dirigir a 1,13. Ese 1,13 coincide con el primer retroceso de Fibonacci de 23,6%. Algo que realmente en el largo plazo no es significativo. Tenemos que vigilar para los que hagan estrategias de trading a muy corto plazo esas subidas para llegar al 1,13, pero realmente no tenemos que perder de vista que lo probable y lo lógico es que veamos lo contrario. Es decir, que haya ese movimiento en la Fed y que haya un movimiento por lo menos a niveles de 1,09.Después del referéndum del Reino Unido y con el resultado del Brexit… ¿Habría tocado ya suelo la libra o podría haber más devaluaciones? ¿Cabría alguna estrategia?En mi opinión personal sí vamos a ver más depreciación. Hay que tener en cuenta una cosa: fue el referéndum y hemos visto una depreciación muy fuerte si no me equivoco en torno a un 10% frente al euro, y ahora se ha estabilizado un poco más. Es algo que hemos dejado un poco aparcado porque nadie o casi nadie sabe calibrar qué va a pasar con el Brexit, con lo cual estamos en una zona como etérea. Es muy difícil decir qué va a pasar. Lo que sí es cierto y es indudable es que cuando empecemos a ver las negociaciones, imaginemos que hay bloqueo a través de aranceles a las importaciones, le saldrá todo más caro. Está claro que el crecimiento para el 2017 ha sido revisado a la baja. Eso podría hacer que entren en recesión y llevar a cabo una bajada de tipos, lo que haría que se depreciara la libra más. Es decir, lo lógico es que la libra sí se pueda depreciar más. No descartaría ver niveles de 0,88 o 0,89 que ya hemos visto en el 2013 frente al euro. Dicho esto hay que ser prudentes frente a un tema.El BoE tiene más margen de actuación frente a otros bancos centrales y sí que podría intervenir para frenar un poco la depreciación tan grande como esperamos. Pero creo que aquí, en el medio plazo, puede haber movimientos para hacer estrategias de trading, pero lo suyo es que se dirija a niveles de 0,88 o 0,89 frente al euro. Y si encima añadimos que al final de año puede haber esa subida de tipos de interés por parte de la Fed el efecto rebote va a ser más grande.Otro de los pares más interesantes y más comentados es el dólar-yen después de la intervención del Banco de Japón. ¿Habría alguna oportunidad?Estamos hablando de lo que más se habla ahora y los más complicado de analizar, y cómo los bancos centrales una vez más son otra vez protagonistas. En Japón todas las medidas que implementó Kuroda y Abe en su momento sí funcionaron y sí vimos repunte de inflación. Hubo un momento determinado que fue cuando se subió el IVA se logró incrementar los precios pero no de una forma natural. Cuando eso ocurrió toda la política económica dio la vuelta. El consumo privado de los hogares no repuntó sino que descendió porque le salía más caro comprar todo y ahí se volvió a entrar en una situación económica casi de recesión y que no era la adecuada.Cuento todo esto porque de verdad el margen que tiene el Banco de Japón vuelve a ser nula. Nunca o casi nunca hemos visto una correlación inversa: es decir, que se aprecie el yen y que suba la bolsa. Lo normal es que cuando el yen se deprecia la renta variable nipona sube, porque la mayoría de compañías son exportadoras. Dicho todo esto, volvemos a la Fed, que son los que tienen la llave, si mueve ficha y el dólar se aprecia el yen caerá. Es algo que no hemos visto este año porque ha actuado de activo refugio, pero esto es algo que a la economía japonesa no la beneficia. En el corto plazo que pueda seguir cayendo y que veamos niveles de 99,5. Pero en el largo plazo lo lógico es que el dólar se aprecie y que veamos niveles de vuelta de 102 o 103 con respecto al yen. Eso es lo más probable pensando en el 2017. Para estrategias ahora a muy corto plazo podemos ver ahora seguir cayendo ahora, sobre todo por la no actuación de la Fed.Ve algún otro par atractivo en el entorno actual?Siguiendo lo que hablamos y si tenemos que comentar una divisa que el análisis o la previsión con estrategias cortas es el dólar canadiense. Sabemos que tiene mucha dependencia del crudo y ha estado muy tocado cuando hemos visto los precios del crudo caer recientemente. El dólar canadiense está tocado frente al dólar americano y está tocado frente al dólar australiano, que a su vez depende mucho del oro y este año hemos visto que muchos inversores se han movido al oro como activo refugio. Por tanto, no descarto como estrategia o posibilidad ver entre el dólar australiano y el dólar canadiense que se llegase a la paridad. Respecto al dólar americano aquí hay otro punto clave que son las elecciones americanas si ganase Donald Trump porque una de las cosas que quiere hacer es cerrar muchos acuerdos comerciales donde entraría Canadá y eso afectaría al dólar canadiense. Por tanto, es una de las citas que tenemos antes de la Fed que tenemos antes de aquí a fin de año. En ese sentido, lo más probable, aunque no gane Trump porque tendremos la subida de tipos, lo más probable es ver descensos en el dólar canadiense frente al dólar americano. Incluso podemos ver que se llegue a niveles de 1,33, que además es el retroceso del 32,8% de Fibonacci de la caída de este año. Con lo cual es un nivel importante a vigilar y me parece que está bien comentarlo. Lo único que puede salvar al dólar canadiense es que veamos repuntes muy fuertes en los precios del crudo, porque tiene una correlación muy fuerte.

LISTA DE REPRODUCCIÓN

Más de Estrategias de Inversión

Los más vistos de hoy

image beaconimage beaconimage beacon