Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Reina del Norte: Chevrolet Colorado ZR2 vs. Ford F-150 Raptor vs. Ram 2500 Power Wagon

logotipo de Motor Trend en Español Motor Trend en Español 16/08/2017 William Walker,Miguel Cortina,Cory Lutz
TLH-Chevrolet-Colorado-ZR2-Ford-F-150-Raptor-Ram-2500-Power-Wagon-rear-side.jpg Reina del Norte: Chevrolet Colorado ZR2 vs. Ford F-150 Raptor vs. Ram 2500 Power Wagon

"Nunca he estado en un lugar donde no se escuche ninguna estación de radio", les dije en tono sincero a mis compañeros. El hermoso paisaje, que parecía un mar de pinos acompañado de algunas montañas rocosas que se levantaban en medio de la nada, destacaba por su singularidad. Habíamos salido de Los Ángeles dos días antes con destino a Quebec, Canadá. El motivo era probar las camionetas más capaces para el todoterreno que cada fabricante estadounidense tiene en su alineación. La misión era llevar estos vehículos por una de las "carreteras" más extremas en Norte América: la carretera Trans-Labrador.

Su nombre lo explica todo y utilizo las comillas porque "carretera" es parte de su nomenclatura oficial. La carretera Trans-Labrador es más un camino de terracería con baches y tierra suelta que un camino pavimentado. Ubicado en la península del Labrador, en Canadá, esta parte del mundo es conocida por sus terrenos remotos y densos bosques que son el hogar de la flora y fauna silvestre. La carretera Trans-Labrador atraviesa toda la península y dada su locación, hay aproximadamente 400 millas de terracería. El gobierno canadiense poco a poco ha ido trabajando para pavimentarlo todo por completo y antes de que eso suceda, nosotros queríamos ponerlo a prueba con unos vehículos capaces.

Los protagonistas de esta historia son la Ford F-150 Raptor 2017, Chevrolet ZR2 2017 y Ram 2500 Power Wagon 2017. Estas son las camionetas más capaces para el todoterreno que encontramos entre los tres fabricantes domésticos en los Estados Unidos. Y no son cualquier cosa. La Raptor cuenta con una larga historia de adrenalina en el todoterreno, y ahora que ha entrado en una nueva generación, ha despertado el sentimiento de muchos aficionados a la velocidad fuera del pavimento. La Colorado ZR2, con su elegante suspensión DSSV de Multimatic ha querido destacar entre las camionetas de tamaño mediano en el ámbito del off-road y con su bloqueo del diferencial delantero y trasero, aspira a ser más que una participante. La Power Wagon no se queda atrás. Con una historia que remonta a la Segunda Guerra Mundial, esta camioneta lleva la libertad en su nombre y durante años ha transportado a miles de clientes a lugares que son difíciles de llegar.

Para ayudar con nuestro equipaje y equipo de emergencia, también traemos a la Ram 1500 Rebel, pero que quede claro que no participó en esta comparativa. La Rebel fue utilizada como un vehículo de soporte, sobretodo para que nuestros fotógrafos pudieran tomar fotos de auto a auto mientras conducíamos en los senderos.

Durante ocho días, mis colegas editores Scott Evans y Christian Seabaugh, así como los fotógrafos William y Jessica Walker y el realizador Cory Lutz y su servidor embarcamos en esta aventura en la parte este de Canadá con el fin de conocer cuál de estas tres camionetas se comporta mejor el la carretera Trans-Labrador y declararla Reina del Norte.

Día 1 – Ciudad de Quebec a Presa Daniel Johnson

© Motor Trend Staff

Por fin llegamos. Después de un largo viaje desde Los Ángeles y una escala en Toronto, arribamos la tarde de ayer a Quebec. Con una ilusión que no podía ocultarse en nuestras caras, estábamos listos para iniciar la expedición que durante meses habíamos planeado. Pasadas las 8:30 de la mañana, subimos por primera vez a las camionetas y embarcamos rumbo al este. "Chicos, hagamos una parada en Starbucks", dijo William a través del walkie-talkie. Hoy iba a ser un día largo.

Café en mano salimos de la ciudad bordeando el Río San Lorenzo. Sus aguas azules reflejaban los acantilados de piedra y en vez de ser un río parecía un océano, gracias a que sus aguas llegaban más allá del infinito. Mi vehículo para la primera parte del día es la Power Wagon y gracias que la carretera contaba con carriles anchos, la Ram no se sentía como la más grande del grupo. Una tormenta, que nos ha perseguido toda la mañana, ha derrochado litros de agua sobre el pavimento.

Una parada para cargar combustible sirvió también como rotación de vehículos. Era mi turno de manejar por primera vez la Ford F-150 Raptor. Con su motor 3.5 litros V-6 EcoBoost, la Raptor desarrolla unos impactantes 450 hp y 510 libras-pie de torque y está asociado a una transmisión de 10 velocidades que no nos cansamos de elogiar. Debido a que tuve la oportunidad de asistir al lanzamiento de la Power Wagon a principios de año y de la ZR2 en mayo de este año, la Raptor era la única camioneta con la que no estaba familiarizado. Su cómodo interior la hacía destacar – un gran espacio para los hombros, piernas y cabeza, así como asientos bien acolchados y una suspensión que la hacía parecer un Lincoln cuando circulábamos por el pavimento.

Llegamos al primero de tres ferry del viaje. Aunque sólo había que cruzar el Río Saguenay, todos nos preguntamos por qué el gobierno Canadiense no construye un puente para estos 1.6 kilómetros que separan a la tierra. El corto viaje fue interrumpido por un rayo que, además de iluminar el cielo, nos sacó un susto a todos por el gran trueno que sonó inmediatamente.

A medida que la tarde se acerca, llegamos a una gasolinera en Baie-Comeau. En este punto nos dirigimos hacia el norte para llegar a nuestro hotel en Manic-5 en el medio del bosque. Esa sería una de las únicas señales de la civilización que veremos durante las próximas 24 horas.

Esta vez me encuentro a bordo de la Colorado ZR2 y su tamaño la hace sentirse como la más ágil del grupo. Su motor 3.6 litros V-6 de 308 hp y 275 libras-pie de torque no la hacen la más rápida del mundo, pero se siente ágil. Con Su transmisión de ocho velocidades, parece que el motor y la transmisión no se llevan bien. Recuerdo la última vez que manejé la ZR2 y me gustó mucho más el modelo diésel, ya que contaba con una mejor relación entre el motor y la caja de cambios. Aunque todavía no llegamos a los caminos de terracería, la Chevy Colorado rápidamente va detrás. Llegamos a nuestro motel pasadas las 9 p.m. y todavía hay un poco de luz. El único restaurante está cerrado, así que la cena se traslada a mi habitación, donde todos nos reunimos para comer sándwiches y acompañarlos con un whisky canadiense que a nadie le gusta.

Día 2 – Presa Daniel-Johnson a Ciudad del Labrador

© Motor Trend Staff

Nos levantamos temprano para aprovechar el día al máximo y desayunar en el restaurante. Fue una decisión sabia, ya que nos topamos con dos motociclistas de Rhode Island que vienen del lado opuesto que nosotros. Nos dicen que entre Ciudad del Labrador y Happy-Valley Goose Bay está totalmente pavimentada la carretera, pero que poco después la terracería se vuelve brutal.

Arrancamos temprano con destino a Ciudad del Labrador e inmediatamente comenzamos a circular sobre los caminos de terracería. Mi caballo para esta parte del viaje es la Power Wagon y con su motor 6.4 litros y 410 hp va galopando sin problemas. La Power Wagon es la más grande y más pesada del grupo; mide 2,373 pulgadas de largo y pesa 6,700 libras. Aún así, la camioneta se siente en su hábitat natural. Los caminos de terracería tienen mucha grava suelta, y todo el peso de la Power Wagon hace que la troca se quede plantada sobre el piso. Frente a mi, la Raptor comienza a mover la cola un poco al circular sobre las curvas, mientras que la Colorado se derrapa un poco gracias a la grava suelta.

Los límites de velocidad en Canadá son conocidos por ser bajos y, caray, cómo nos sorprendieron. Hasta esta parte del viaje el límite más alto que hemos visto es de 90 km/h y la terracería no hace que los camioneros reduzcan la velocidad. En las pocas veces que nos detuvimos, los trailers pasaban rápido y no les importaba que los vehículos se detuvieran en una parte donde la civilización es nula.

© Motor Trend Staff

A diferencia de Estados Unidos, en Canadá podíamos circular por senderos que salían a la carretera y la tierra pública hacia posible que nos divirtiéramos en muchos lugares. Una vez, por ejemplo, encontramos un terreno con grava y materiales para la construcción que parecía abandonado y resultó el lugar perfecto para driftear las camionetas. El terreno abandonado se transformó en una pista donde Ken Block normalmente practicaría y las tres camionetas pudieron driftear cómodamente, incluso la Power Wagon. Después de estar una hora jugando en la grava, era momento de seguir el camino.

Unos minutos antes de llegar a Ciudad del Labrador, se prendió el testigo de baja presión en la Chevrolet Colorado. Aunque no parecía tener una ponchadura completa, el neumático derecho delantero estaba perdiendo aire. La inflamos antes de llegar al hotel y la checaríamos a la mañana siguiente para ver si únicamente había perdido aire o tenía algo más serio. Por ahora, era tiempo de dormir.

Día 3: Ciudad del Labrador a Happy Valley-Goose Bay

© Motor Trend Staff

El neumático de la Colorado ha perdido 5 psi en la noche y todas las tiendas de servicio están cerradas hasta las 10 a.m. Debido a que hoy es uno de los días más largos y prácticamente todo el camino está pavimentado, cambiamos el neumático por el de repuesto y nos persignamos en espera de no tener otra ponchadura.

Aquí es específicamente donde inicia la carretera Trans-Labrador, y a pesar de toda nuestra emoción por empezar a conducir, nos encontramos con interminables rectas y pavimento en excelentes condiciones. "Estoy desilusionado por esta última parte", dijo Scott. Así que en lugar de seguir por la carretera y aburrirnos toda la mañana, decidimos salir de ella al encontrarnos un sendero que nos lleva a unas torres de luz. Para llegar ahí tenemos que pasar por mucho lodo; la lluvia de los últimos días no sólo ha dejado charcos grandes por todos lados; el barro parece arena movediza. Tras analizar la situación, vemos que hay una posibilidad grande de quedarnos atascados, por lo que decidimos abortar el plan y regresar al pavimento. Pero antes nos aseguramos de ensuciar lo más posible las trocas.

Después de conducir durante una media hora más, Scott, quien va liderando, alcanza a una patrulla. No había nadie más en la carretera y el policía conducía a 95 km/h. Para evitar un manejo aburrido y lento, decidimos virar a la derecha en el primer camino de terracería que encontramos. Recorremos el sendero durante unos minutos y pasamos unas cabañas para cazadores, pero poco después nos encontramos con un par de obstáculos que hacen más divertida la mañana. Christian se baja y ayuda a dirigir a todos para pasar un agujero en el camino que ha sido llenado de rocas. Ninguna camioneta tiene problemas para seguir, pero unos metros después, Christian casi atasca a la Raptor en el lodo. Después de 15 minutos de intentar salir del atasque, la Raptor logra salir gracias a su modo de tracción Mud/Sand y para evitar quedarnos atrapados durante horas, decidimos que es hora de regresar a la carretera.

Cerca de Happy Valley-Goose Bay, un arcoíris nos da la bienvenida. Se está haciendo tarde y los dos restaurantes que están abiertos cuando llegamos cierran antes de las 9:30 p.m., cuando la puesta del sol comienza.

Al salir del restaurante, nuestras camionetas han sido bloqueadas por una señora en una 4Runner. Su esposo, quien está trabajando en el Ártico, nos ha seguido detalladamente en redes sociales a través de #MTonTLH y le pidió que buscara las camionetas y se tomara unas fotos con nosotros. Unos segundos después, tres adolecentes llegaron a platicar con nosotros. Después de sacarnos unas fotos y dejarles subir a las camionetas, es hora de tomar un descanso.

Día 4: Happy Valley-Goose Bay a Port Hope Simpson

© Motor Trend Staff

Comenzamos la mañana en Tim Hortons y buscamos en tres diferentes tiendas un mejor repelente. Encontramos una marca que según Scott le funcionó muy bien cuando visitó Camboya hace unos años, pero los bosques en Canadá son mucho más fuertes en estos términos. También llevamos el neumático de la Colorado a un diagnóstico y resulta que toda la tierra que se metió entre la rueda y el neumático era lo que estaba ocasionado que se saliera el aire. En lo que esperamos la reparación del neumático, un camionero nos dice lo que debemos esperar. "El camino es muy suave al principio, pero se pone peor entre más se acerquen a Port Hope Simpson. Deben de conducir lento. Conozco a algunos tipos que conducen a 110 km/h y terminan con tres neumáticos rotos".

Con el neumático listo, nos dirigimos al sur en la Ruta 510, la parte este de la carretera Trans-Labrador. Al cruzar un puente, parece que llegaremos a la parte de la terracería, pero no. Todavía conducimos unas 60 millas más hasta que nos encontramos con grava suelta y esa sería la última vez que veríamos el pavimento por mucho tiempo.

© Motor Trend Staff

Debido a que las condiciones de la terracería están en buen estado, circulamos alrededor de 105 km/h, todavía muy por arriba del límite de velocidad.

Dos horas después, Jessica nos dice por el walkie-talkie que creyó haber visto un alce y regresaría para asegurarse. Resultó ser un tronco que nos despertó la ilusión de ver los primeros signos de vida salvaje en Canadá. Hasta este momento todos los locales nos habían dicho que veríamos decenas de alces, osos y lobos. Pero todo parecía ser una broma, ya que nuestros ojos no habían visto nada en estos días.

Eso cambió poco después, cuando Scott anunció con mucha ilusión por el radio que un oso estaba descansando a un lado de la carretera. Tal vez había ayudado a que una camioneta tipo camper estaba detenida en la carretera apreciando al oso. Sacamos las cámaras y con fotos y videos en mano, seguimos nuestro camino hacia Port Hope Simpson.

Pronto, las palabras del camionero se vuelven realidad. La carretera se vuelve peor y la lluvia comenzó a caer. Los baches poco a poco se vuelven peor y lo que parecía un camino liso se ha convertido en un campo minado. Voy a bordo de la Raptor y su parte trasera está perdiendo el control constantemente. La camioneta se mueve de derecha a izquierda cuando pasamos por un bache grande, perdiendo la tracción en el eje trasero y lanzándonos hacia los lados. Trato de mantener el volante lo más derecho posible y corregir cuando el eje trasero pierde la tracción, pero conforme avanzamos los golpes se vuelven peor. A pesar de que reducimos la velocidad, es difícil mantener el control de la Raptor. Scott va en la Colorado y Christian en la Power Wagon. En la Colorado las cosas van un poco mejor, a pesar de que algunas veces el eje trasero también pierde la tracción, pero no tanto como la Raptor. En la Power Wagon, que Christian conduce frente a mi, todo se ve normal; la camioneta va derecha como una flecha y se ve como la más resistente de todo el grupo.

Llegamos a Port Hope Simpson cuando la lluvia dejó de caer y el cielo comienza a abrirse. Aquí no hay calles pavimentadas y sólo hay un restaurante que está adentro del hotel. Antes de decir buenas noches, nos aseguramos de recargar gasolina, ya que al día siguiente estaríamos a tres horas de volver a ver la civilización.

Día 5: Port Hope Simpson a Deer Lake

© Motor Trend Staff

El amanecer a las 4:30 a.m. nos tiene despiertos desde temprano, y es algo bueno ya que tenemos que coger un ferry hacia Terranova. Sin embargo, a la mitad de nuestro camino, William nos pidió detenernos para una sesión de fotos de la Power Wagon. Minutos después continuamos nuestro camino, pero se le había ponchado un neumático a la Power Wagon. Para nuestra mala suerte, el lugar donde nos paramos fue junto a un lago infestado de bichos y mosquitos, por lo que fue una odisea cambiar el neumático de la Powe Wagon. Una vez que cambiamos el neumático, revisamos la presión del neumático de refacción y nos dimos cuenta de que estaba a 35 psi en lugar de 65. Inflamos el neumático con una de nuestras bombas, pero estamos perdiendo mucho tiempo para llegar al ferry.

Scott sale corriendo en la Raptor y comienza a dejar una ola de polvo que nos complica la visión a todos quienes nos quedamos atrás. Hablamos por el walkie-talkie y la estrategia es que él se adelante para intentar llegar al ferry y obtener los tickets antes de que cancelen nuestra reservación. "La Raptor va volando en la forma que es, y circulamos sobre el límite de velocidad en formas que no describiré para que Canadá no busque extraditarme", dijo Scott.

En Red Bay, un pequeño pueblo pesquero en la costa, el Atlántico nos recibe con unos icebergs en el fondo. El paisaje es hermoso; el día está claro y podemos ver unos cuantos icebergs cerca de la costa. En este punto, el pavimento regresa, aunque no está en buenas condiciones. Cada cuantos minutos pasamos un lago precioso que refleja el bosque que lo rodea, pero nuestra prisa por llegar al ferry no nos deja disfrutar tanto del paraíso.

Finalmente llegamos al ferry y no tenemos buenas noticias. Scott nos dice que nuestra reservación ha sido cancelada y tendremos que esperar al final de la cola para esperar a que el ferry no vaya lleno. Después de esperar casi una hora, nos dicen que sólo hay espacio para tres camionetas, por lo que decidimos tomar el siguiente ferry unas cuatro horas después.

Mientras tanto, aprovechamos las horas extra para desayunar tranquilos y después encontramos un terreno baldío que sirve para brincar con las camionetas. Tras un rato de diversión y muchos brincos para las fotos, es hora de dirigirnos a Terranova.

William, enfocado a su profesión de fotógrafo, pidió que nos detuviéramos para hacer una sesión de fotos más. La noche y la lluvia comenzaron a caer, por lo que era tiempo de seguir. Y después de decenas de señales de tráfico que nos recordaban que tuviéramos cuidado con los alces, finalmente vimos uno a un lado del camino. Pero ya es tarde y todavía no cenamos, así que es hora de ir al hotel.

Día 6: Deer Lake a Sydney

© Motor Trend Staff

Los acantilados del Parque Nacional Gros Morne se asoman por nuestro espejo retrovisor. El límite de velocidad – 100 km/h – es el más alto que hemos visto hasta el momento. Estamos en camino a Channel-Port aux Basques, un poblado a tres horas de donde estamos en el suroeste de Terranova, donde tenemos que tomar otro ferry (de siete horas) a Sydney, Nova Scotia.

Al oeste, las aguas prístinas del Golfo de San Lorenzo brillan con el amanecer; al este, las montañas me recuerdan de Jurassic Park, pero la nieve hasta arriba me dice lo contrario – Isla Nublar no está cerca de aquí.

Llegamos con lo que pensamos era mucho tiempo – después nos enteramos que teníamos que estar dos horas antes de la salida, no una. En un momento típico de políticas Canadienses, el agente más amigable nos deja pasar y nos dirige a una fila para lavar las trocas. La tierra de Terranova puede tener nematodos y todos los vehículos que con destino a tierra firme deben de ser lavados. Desafortunadamente, nuestras capas de lodo ya no están más.

Después de completar nuestra travesía en el Atlántico, encontramos un camino de terracería. Nos lleva a lo que parece ser un camino desértico, el escenario perfecto para probar el gancho de remolque de la Power Wagon. Puede jalar hasta 12,000 libras y su operación es simple, gracias a un control que se conecta detrás de la defensa delantera. Amarramos unas cuerdas a unos árboles y el gancho lo conectamos a un eslabón. Con el gancho listo, la Ram comienza lentamente a moverse hacia el frente y aunque esta solo fue una prueba, era bueno saber que la Ram nos podría haber sacado de problemas en caso que lo encontráramos.

Pero un estacionamiento abandonado parecía que el problema nos había encontrado a nosotros. "Policía, policía, policía", dice Christian por el radio. Un par de oficiales se estacionan detrás de nosotros. Son fanáticos. Los amigables policías han estado siguiéndonos en Instagram y están ansiosos por ver las camionetas.

Son las 8:40 p.m. y el atardecer de Nueva Escocia transforma el cielo a un sorprendente color rosa que nunca hemos visto en California.

Día 7: Sydney a Woodstock

© Motor Trend Staff

Una corrida por el paseo marítimo de Sydney me ha levantado temprano. Sólo hemos tenido un par de comidas saludables en este viaje; nuestros cuerpos están repletos Timbits, unos centros de dona de Tim Hortons y poutine. Hemos comido papas en el desayuno, papas en el almuerzo y papas en la cena. Y comenzamos nuestro séptimo día con más papas.

Tenemos que recorrer 450 millas hoy, pero decidimos una ruta un poco más larga para tener un mejor paisaje. Comenzamos en la Ruta 4 para ver las aguas primales del Lago Bras d'Or y el Océano Atlántico antes de llegar a tierra firme a través del Canso Canal. Los paisajes naturales que vemos en el camino y la celebración de la langosta en el amigable pueblo de St. Peter's valen la pena el desvío que tomamos, pero parece como una eternidad llegar a tierra firme. Al entrar en la carretera Trans-Canada nos emocionamos; el límite de velocidad ha subido a 120 km/h. Todavía hay muchas millas por recorrer, pero estamos ansiosos por ensuciar de nuevo a las camionetas. Un camino en medio del bosque entre Truro y Nuevo Glasgow parece el lugar perfecto. Rodeados de pinos y moscas grandes, dejamos de ver el reloj y vestimos a las camionetas en un color café. La lluvia sobre la frontera con Nuevo Brunswick amenaza con una limpieza más, pero la tormenta pasa y conservamos lo que buscamos.

Todos los restaurantes cierran temprano en Woodstock, así que llegamos temprano a Fredericton. Hay una sensación acogedora y cálida de esta ciudad, llena de corredores, ciclistas y residentes que caminan al lado del Rio St. John. Nuestra exquisita cena no está acompañada por almidón.

Día 8: Woodstock a Ciudad de Québec

Me toma un minuto darme cuenta donde estoy cuando suena mi alarma. Estoy exhausto – todos lo estamos – pero tenemos que comenzar nuestro último día. Una ronda más de Timbits y café es nuestro desayuno. Debemos de llegar a Québec antes del medio día, ya que las trocas tienen que regresar.

Nuestro horario no nos deja mucho más que pensar. No hay tiempo para hacer offroad ni siquiera tomar fotos, pero el sol ilumina una capa gruesa de neblina dejando un espectáculo mientras circulamos sobre unas lomas. Justo antes de llegar a la provincia donde hablan francés, Christian nos asegura que la frontera con Estados Unidos está cerca. "¿Ven esos árboles a nuestra izquierda?", nos pregunta. "Ahí es casa". Pero tras una semana de excursiones en todoterreno, no estoy seguro que me haya ido.

Coronando a la Reina

© Motor Trend Staff

El tercer lugar es para la Ford F-150 Raptor. "La Raptor era mi favorito antes de que saliéramos a Canadá. Pero el problema más grande es que no cumplió con el único trabajo al que la habíamos traído: ir rápido mientras practicábamos el todoterreno", dijo Scott. Sabemos que la Raptor es capaz de circular a altas velocidades en la costa oeste y en Baja, pero en la terracería con grava suelta y en el lodo al noreste de Canadá, la Ford se siente fuera de su elemento.

En el todoterreno, la parte trasera de la Raptor se movía dramáticamente de lado a lado en la grava suelta, pero las cosas se pusieron mucho peor cuando la lluvia comenzó a caer y el camino se deterioró. Sus modos de manejo la hicieron marginalmente estable, pero incluso cuando activé los modos de manejo Sand/Mud o Weather, la Raptor se comportó peor que cualquiera de las otras dos camionetas.

Pero como dice Christian, "a pesar de que estábamos desilusionados con la Raptor, todavía hay muchas cosas que nos gustan. Su tren motriz es sin duda el mejor del grupo, con mucha potencia y cambios suaves. Se maneja fenomenal y lo más impresionante es que se comporta como un sedán grande en el pavimento. Aún así, esperábamos más de la Ford".

La Chevrolet Colorado ZR2 quedó en segundo lugar. Es ligera y se comporta muy bien en los senderos angostos. Su suspensión también está ajustada de una gran forma y los amortiguadores DSSV toman con ganas todos los desperfectos del camino y los senderos. Al final, el tren motriz de la Colorado fue lo que la previno de ganar. Su motor V-6 produce la potencia a revoluciones altas, pero la transmisión quiere mantenerlas baja. Las dos se reúsan a trabajar de la mano. Aunque la ZR2 es muy buena fuera de la carretera, su tren motriz arruina la experiencia en la carretera.

© Motor Trend Staff

La Ram 2500 Power Wagon es una troca que entrega confianza. Con su caja de transferencia de dos velocidades, bloqueo del diferencial, desconexión de barras anti estabilizadoras y su gancho, esta camioneta no se asusta de los obstáculos.

Durante la peor parte de la carretera Trans-Labrador, cuando la Colorado saltaba y la Raptor se iba moviendo de lado a lado, la Ram seguía derecha todo el tiempo. Los amortiguadores Bilstein no son tan elegantes como los amortiguadores Fox de la Raptor o los Multimatic de la ZR2, pero no puede decir nada cuando está detrás del volante. El manejo es un poco más rígido, debido a su tamaño, pero no lastima. La Power Wagon siempre se agarra bien sin importar el terreno. La Ram tiene todo controlado, sólo tenga los ojos en el camino. Es la camioneta correcta para el tipo de terreno que encontramos en la carretera Trans-Labrador. —Christian Seabaugh

© Motor Trend Staff
Chevrolet Colorado ZR2 4x4 V6 2017Ford F-150 Raptor 4x4 2017Ram 2500 Power Wagon 4x4 2017
PRECIO BASE$42,620 dólares$53,545 dólares$53,090 dólares
PRECIO DEL VEHÍCULO A PRUEBA$43,615 dólares$69,740 dólares$60,100 dólares
ESQUEMA DEL VEHÍCULOMotor delantero, 4WD, 5-pasajeros, camioneta de 4 puertasMotor delantero, 4WD, 5-pasajeros, camioneta de 4 puertasMotor delantero, 4WD, 6-pasajeros, camioneta de 4 puertas
MOTOR3.6L/308-hp/275-lb-ft DOHC 24-válvulas V-63.5L/450-hp/510-lb-ft twin-turbo DOHC 24-válvulas V-66.4L/410-hp/429-lb-ft OHV 16-válvulas V-8
TRANSMISIÓNautomática de 8 velocidadesautomática de 10 velocidadesautomática de 6 velocidades
PESO EN VACÍO4,700 lb (estimado)5,700 lb (estimado)7,000 lb (estimado)
0-60 MPH 7.4 seg (MT estimado)5.2 seg (MT estimado)8.7 seg (MT estimado)
CAPACIDAD DE CARGA1,100 lb1,200 lb1,510 lb
CAPACIDAD DE ARRASTRE 5,000 lb8,000 lb10,030 lb
AHORRO DE COMBUSTIBLE SEGÚN EPA EN CIUDAD/CARRETERA/COMBINADO16/18/17 mpg15/18/16 mpgNot rated

TLH Chevrolet Colorado ZR2 Ford F 150 Raptor Ram 2500 Power Wagon front end © Motor Trend Staff TLH Chevrolet Colorado ZR2 Ford F 150 Raptor Ram 2500 Power Wagon front end

Más de Motor Trend en Español

Motor Trend en Español
Motor Trend en Español
image beaconimage beaconimage beacon