Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

¿Qué significa que la viruela del simio sea una emergencia sanitaria?

logotipo de Hola Doctor Hola Doctor hace 2 días HolaDoctor
Estados Unidos declara este estatus frente al aumento de casos © HolaDoctor Estados Unidos declara este estatus frente al aumento de casos

La administración Biden declaró el 4 de agosto al brote de viruela del simio (del mono, símica o monkeypox) como una emergencia sanitaria nacional. La infección sigue diseminándose. A la fecha hay un total de 6,617 casos confirmados, pero la cifra cambia rápidamente.

La declaración de emergencia es básicamente una medida administrativa que permite al gobierno federal movilizar fondos para vacunación y campañas, entre otras iniciativas. Y enviar dinero a los estados con menos procesos burocráticos.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) declaró a la viruela del simio una emergencia sanitaria global en julio. Hasta el 4 de agosto se habían confirmado unos 26,000 casos a nivel mundial.

Un sondeo realizado en julio comprobó que uno de cada 5 esatadounidense teme infectarse con el virus que causa la viruela del simio, aunque muchos admitieron saber poco sobre esta infección.

La misma encuesta reveló que hay confusión en la población sobre si la viruela del simio es similar o no a COVID-19.

Viruela del simio: qué es, historia

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) explican que la viruela del simio se descubrió por primera vez en 1958 cuando ocurrieron dos brotes de una enfermedad similar a la viruela en colonias de monos utilizados para investigación.

El primer caso humano de viruela del mono se registró en 1970 en la República Democrática del Congo (RDC), durante un período de esfuerzos intensificados para eliminar la viruela. 

Desde entonces, se han notificado casos de viruela del simio en personas de varios otros países de África central y occidental: Camerún, República Centroafricana, Costa de Marfil, República Democrática del Congo, Gabón, Liberia, Nigeria, República del Congo y Sierra Leona. 

La mayoría de las infecciones siguen presentándose en la República Democrática del Congo.

El brote en curso representa la primera vez que la viruela del simio aparece en países en donde no es endémica.

Se desconoce el reservorio natural de la viruela del simio. Sin embargo, los roedores africanos y los primates no humanos (como los monos) pueden portar el virus e infectar a las personas.

Lo curioso es que, hasta donde se sabe, la viruela del simio se transmite del animal infectado al humano, la transmisión de persona a persona es inusual. Por eso la segunda hipótesis es que haya animales portadores del virus en este lado del océano.

De hecho, en un brote anterior en 2003, cerca de 50 personas contrajeron el virus luego que varios animales se contagiaran de un cargamento de animales de Ghana a Illinois.

Los humanos contrajeron la infección por contacto con perros de la pradera, en varios estados del centro y oeste del país.

La viruela del mono es una enfermedad que en general no es grave, pero es desagradable.

Síntomas

Los síntomas de la viruela del simio semejan a los de la gripe:

  • Fiebre
  • Fatiga
  • Dolor de cabeza
  • Ganglios inflamados

Sin embargo, hay una diferencia grande: la persona infectada con el virus que causa la viruela símica presenta ampollas en las manos, brazos y piernas, e incluso en otras partes del cuerpo como la espalda. 

Similar a lo que ocurría con la viruela (erradicada del mundo en la década de los ’80 gracias a la vacunación), estas pústulas primero son pequeñas y luego se agrandan y llenan de pus. Pueden picar, y tardar semanas en desaparecer. Una vez que desaparecen, la persona ya no es contagiosa

Aunque usualmente la viruela del simio es una enfermedad leve, las complicaciones que presenta pueden incluir neumonía, pérdida de visión y una sepsis o infección generalizada que podría poner en peligro la vida.

Transmisión

La viruela símica o viruela del mono se propaga de distintas maneras. Los virus se pueden transmitir de una persona a otra a través de lo siguiente:

  • contacto directo con el sarpullido, las costras o los líquidos corporales infecciosos.
  • secreciones respiratorias durante el contacto cara a cara prolongado, o durante el contacto físico íntimo, como besarse, abrazarse o tener relaciones sexuales.
  • contacto con artículos (como ropa o ropa de cama) que previamente estuvieron en contacto con el sarpullido o los líquidos corporales infecciosos.
  • las personas embarazadas pueden transmitir el virus al feto a través de la placenta.

También puede producirse el contagio en el contacto íntimo, que incluye:

  • Sexo oral, anal y vaginal o tocar los genitales (pene, testículos, labios y vagina) o el ano (ano) de una persona con viruela del simio.
  • Abrazos, masajes y besos.
  • Contacto cara a cara prolongado.
  • Tocar telas y objetos durante las relaciones sexuales que fueron utilizados por una persona con viruela del simio y que no han sido desinfectados, como ropa de cama, toallas, artículos fetichistas y juguetes sexuales.

También es posible que las personas contraigan viruela símica o viruela del mono de animales infectados, ya sea por recibir un rasguño o una mordedura del animal, o al preparar o comer carne de un animal infectado o usar productos derivados de un animal infectado.

Sin embargo, en este nuevo brote se han registrado casos de infecciones vinculadas a hombres que tienen sexo con hombres, lo que, enfatiza la OMS, no la convierte en una enfermedad de transmisión sexual. Esta es una forma inusual de contraer el virus, y ya se han registrado decenas de casos en personas heterosexuales. De hecho, este brote parece estar asociado a una mayor transmisión de persona a persona, una forma que, de nuevo, no es la habitual.

La viruela del simio puede transmitirse desde el momento en que empiecen los síntomas hasta que el sarpullido haya sanado completamente y se haya formado una nueva capa de la piel. La enfermedad generalmente dura de 2 a 4 semanas. 

Las personas que no tengan síntomas de viruela del simio no pueden transmitir el virus a los demás. En este momento, se desconoce si la viruela símica se puede propagar a través del semen o las secreciones vaginales.

Prevención y tratamiento

La mejor prevención es no entrar en contacto con animales salvajes, y aislar al paciente. Por supuesto, el lavado de manos es esencial.

También evitar el contacto cercano o íntimo con personas si se presentan síntomas.

Si la persona tiene viruela del simio, debe aislarse. 

Actualmente, no existe un tratamiento seguro y comprobado para la infección por el virus de la viruela del simio. Para controlar un brote de viruela símica en los Estados Unidos, se pueden usar la vacuna contra la viruela, los antivirales y la inmunoglobulina vaccinia (VIG). 

Como en tantas otras infecciones virales, la atención de los síntomas y el descanso ayudan a que el mismo sistema inmune trabaje y expulse al virus.

El ciclo de la infección dura unas dos a cuatro semanas. En Africa, es mortal en una de cada 10 personas que lo contraen.

Vacuna

La vacunación contra la viruela puede proteger contra la viruela del simio, y puede usarse en contactos de alto riesgo como tratamiento preventivo después de la exposición.

Aunque la viruela común es una infección erradicada hace más de cuatro décadas, muchos países han mantenido stocks de estas vacunas para enfrentar los brotes de viruela del simio en Africa, y porque hay decenas de virus de la misma familia contra las que pueden utilizarse. 

Hay dos vacunas disponibles para proteger a las personas contra la viruela del simio, Jynneos y ACAM2000. Oficiales de salud del gobierno federal de los Estados Unidos están priorizando el suministro de Jynneos, administrado en dos dosis con 28 días de diferencia, porque tiene menos efectos secundarios y se puede usar en personas inmunocomprometidas; a diferencia de ACAM2000.

También hay al menos tres medicamentos antivirales que se usan contra este virus y que actualmente están disponibles en los Estados Unidos.

Como siempre, hay que consultar de inmediato con el médico, quien realizará el diagnóstico. Y, como con la mayoría de los virus, el reposo, mantenerse hidratado y alejar el estrés ayudan a que el propio organismo haga su trabajo y expulse al virus.

Fuentes: CDC, NIH, OMS, HealthDay News y agencias de noticias.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Hola Doctor

image beaconimage beaconimage beacon