Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Luisito Rey, la oscura historia detrás del papá de Luis Miguel

logotipo de El Universal El Universal 24/04/2018 Redacción
© Proporcionado por El Universal Compañía Periodística S.A. de C.V.

“Luis Rey fue mi amigo, lo ayudé mucho hasta que me harté. No era una buena persona”, así recuerda el actor Andrés García al padre de Luis Miguel. Tras el primer episodio de la serie sobre Luis Miguel en Netflix, Luisito Rey no queda nada bien ante los fans de “El Sol”. 

Andres García dice que Luisito Rey “era muy encantador cuando quería o cuando le convenía. (Pero) Al primero que perjudicó fue a Micky”.

Y es que en la serie de Netflix, al cantante español Luisito Rey (nacido en Cádiz en 1945) lo presentan como un hombre ególatra, orgulloso y despilfarrador. Se fue de España diciendo que no valoraban su talento y trató de hacer lo mismo años después, cuando no alcanzó en México la fama que esperaba.

Rey era hijo de cantantes de flamenco y desde su infancia comenzó en el mundo del canto.

La historia la repitió años después con su propio hijo, Luis Miguel. Al darse cuenta del talento del niño pidió una oportunidad para “El Sol” en Televisa. Con la llegada del éxito y la fama también vinieron los excesos.

En la serie sobre Luis Miguel se ve a Luisito Rey en fiestas donde no faltaban las drogas, el alcohol y las mujeres.

Tampoco faltaban los regaños y los maltratos contra el propio Luis Miguel.

Incluso Sergio Riesenberg, antiguo director del Festival de Viña del Mar, declaró que Luisito Rey le daba cocaína a Luis Miguel cuando éste tenía sólo 14 años. 

Durante años, Luisito Rey fue quien decidió el destino en la carrera de Luis Miguel. Incluso le ordenaba con quién andar y mover las presentaciones de su hijo sin su aprobación.

Al cumplir la mayoría de edad, Luis Miguel decidió terminar la relación laboral con su padre.

Los problemas entre ellos, parece, nunca se solucionaron. Luis Miguel no estuvo con Luisito Rey cuando murió, en Barcelona, en 1992.

Lo que sí declaró Luis Miguel a Rebecca de Alba fue que la muerte de su padre fue una de las “experiencias más duras, más difíciles”. Fue él “quien inició todo esto y aunque no era una persona perfecta, yo creo que nadie lo somos, él fue una gente que me enseñó una gran disciplina”. 

Más en MSN

La vida de Luis Miguel en fotos

Más de El Universal

image beaconimage beaconimage beacon