Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

La policía investiga como un acto terrorista la muerte a puñaladas de un diputado conservador del Reino Unido

logotipo de EL PAÍS EL PAÍS 16/10/2021 Rafa De Miguel
La policía rodea la iglesia metodista Belfairs, donde el diputado David Amess fue apuñalado durante un encuentro con ciudadanos, en Leigh-on-Sea, este viernes. © ANDREW COULDRIDGE (REUTERS) La policía rodea la iglesia metodista Belfairs, donde el diputado David Amess fue apuñalado durante un encuentro con ciudadanos, en Leigh-on-Sea, este viernes.

La policía británica ha confirmado a última hora del viernes que investiga como un “acto terrorista” la muerte a puñaladas del diputado David Amess. El parlamentario conservador, de 69 años, ha muerto tras recibir hasta una docena de cuchilladas cuando atendía un acto con electores en su circunscripción de Southend West, en el condado de Essex, según explicó a primera hora de la tarde la policía de esta región. Los parlamentarios de la Cámara de los Comunes suelen celebrar cada semana las llamadas surgeries, unas sesiones con los votantes de su circunscripción particular en las que atienden quejas o peticiones. Después de más de un año de restricciones sociales por la pandemia, hacía apenas unas semanas que los diputados habían vuelto a recuperar esta práctica.

En un comunicado emitido de madrugada, la Policía Metropolitana de Londres (Met) indica que el asesinato “ha sido declarado como un incidente terrorista, y el Comando contra el terrorismo de la Met dirigirá la investigación”. La nota añade: “El coordinador nacional superior de vigilancia policial contra el terrorismo, el comisionado adjunto Dean Haydon, ha declarado formalmente el incidente como terrorismo. La investigación inicial ha revelado una posible motivación vinculada al extremismo islamista”.

Amess se encontraba en la iglesia metodista Belfairs, en Leigh-on-Sea, cuando un individuo ha irrumpido de repente y ha comenzado a apuñalar al político. “Hemos sido avisados de un posible apuñalamiento al norte de Eastwood Road, poco después de las 12.05 (13.05, hora peninsular española). Enseguida ha sido arrestado un individuo, y no se busca a ningún otro sospechoso”, ha informado la policía de Essex. El hombre arrestado tenía 25 años y se halla en estos momentos bajo custodia policial. Logró acceder al acto simplemente dando su nombre en la entrada, según el diario The Times, que precisa que no trató de huir tras el apuñalamiento ni emitió expresión alguna que pudiera relacionarse con el extremismo islamista. Sin embargo, la Policía Metropolitana confirmaba, después de una larga jornada de investigación, que barajaba “un potencial motivo [del crimen] vinculado al extremismo islamista”. Según la BBC, el hombre detenido es de nacionalidad británica pero con orígenes somalíes. Al final del viernes, las pesquisas se habían extendido a dos domicilios de Londres.

El encuentro con el diputado fue anunciado en sus redes sociales. Ammes representaba a esa circunscripción desde hace casi 40 años. En 2015 recibió el título honorífico de caballero, que le permite utilizar el sir delante de su nombre. Conocido euroescéptico, participó activamente en la campaña a favor del Brexit del referéndum de 2016. Formó parte luego del grupo político Leave Means Leave (Salir Significa Salir) que mantuvo la presión sobre el Gobierno conservador para que culminara la salida de la UE. Era además un firme defensor de los derechos de los animales, y participó activamente en la campaña contra la tradición británica de caza del zorro con perros y caballos. Educado como católico en un país mayoritariamente anglicano, Ammes era uno de los parlamentarios más firmemente opuestos a la legislación favorable al aborto. El diputado conservador estaba casado y tenía cinco hijos.

Varios testigos presenciales aseguran que una ambulancia llegó al lugar, donde Amess recibió atención médica. La unidad antiterrorista de la policía lidera la investigación, según informó la policía de Essex en una rueda de prensa.

Con este son ya dos los incidentes de similares características en apenas cinco años. La diputada laborista Jo Cox celebraba también un encuentro con electores, durante el referéndum de 2016, cuando fue asesinada a puñaladas por una militante de la extrema derecha. Su muerte conmocionó a un país que había entrado ya en una deriva de agria división por culpa del Brexit. “Todo esto trae de vuelta los recuerdos”, ha escrito en Twitter su viudo, Brendan Cox. “El dolor, la pérdida, pero también el inmenso amor de los ciudadanos. Espero que hagamos lo mismo ahora por David”.

“David Amess era un hombre que creía con pasión en este país y en su futuro. Hemos perdido un gran servidor público y un colega apreciado”, ha dicho el primer ministro, Boris Johnson, a través de una breve entrevista grabada en Downing Street. Las banderas han ondeado a media asta desde primera hora de la tarde del viernes en el número 10 de Downing Street, residencia y oficina del primer ministro, y en el palacio de Westminster, sede del Parlamento británico.

La muerte de Amess ha provocado un inmenso caudal de reacciones, tanto desde las filas de sus compañeros conservadores como desde la oposición laborista. “Noticias impactantes y terroríficas. Mis pensamientos están con David, su familia y sus asistentes”, ha escrito el líder de la oposición, Keir Starmer. “Lo peor de la violencia es su falta de humanidad. Roba la alegría del mundo y nos arrebata a nuestros seres queridos. Hoy se ha llevado a un padre, un marido y un colega muy respetado”, ha escrito el ministro de Economía, Rishi Sunak. “David y yo entramos juntos al Parlamento en 1983″, ha contado el ex primer ministro Tony Blair en un comunicado público: “Aunque fuéramos rivales políticos, siempre encontré en él un colega cortés, decente y apreciado por todo el mundo en la Cámara. Hoy es un terrible día para nuestra democracia”.

Ha habido incidentes de violencia similares en otras sesiones con votantes de este tipo, que han hecho que se cuestione un formato de reunión política que favorece la cercanía con los votantes, pero deja indefenso al político. Cualquier ciudadano puede acceder libremente a estos encuentros. En 2010, el laborista Stephen Timms recibió dos puñaladas de un estudiante radical. En 2000, Andrew Pennington, un ayudante del liberal demócrata Nigel Jones, murió al intentar proteger a su jefe de un perturbado que irrumpió en el local con una espada.

El speaker (presidente) de la Cámara de Los Comunes, Lindsay Hoyle, ha anunciado para los próximos días un análisis sobre la necesidad de reforzar la seguridad de los diputados: “Este incidente va a tener un enorme impacto entre la comunidad parlamentaria y en todo el país. En los próximos días, discutiremos y examinaremos las necesarias medidas de seguridad que deberán tomarse para proteger a los diputados”, ha asegurado Hole en un comunicado público.

Sigue toda la información internacional en Facebook y Twitter, o en nuestra newsletter semanal.

Conocer los hechos y acceder a información de calidad es más necesario que nunca. Sigue siendo parte de lo que ocurre a tu alrededor suscribiéndote a EL PAÍS

Más de El País

image beaconimage beaconimage beacon