Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Actividades para que los niños aprendan a expresar (y manejar) sus emociones

Logotipo de ¡Hola! ¡Hola! hace 6 días hola
emociones-ninos © Proporcionado por ¡Hola! emociones-ninos

Siempre es importante que los niños expresen sus emociones, pero estos días todavía más. Ante esta situación excepcional en la que nos encontramos, resulta esencial dotarles de herramientas que les permitan crecer emocionalmente, tal y como nos señala María Díaz, directora pedagógica de la Escuela infantil Cabás, en Madrid.

Por ello, desde este centro educativo nos han dado algunas claves para trabajar con los más pequeños algunos sentimientos que sentirán estos días.

¿Cómo estás? Desde ¡HOLA! queremos saber cómo llevas la cuarentena

miedo-nino © Proporcionado por ¡Hola! miedo-nino

El miedo

Es una de nuestras emociones primarias. “Gracias a él, reaccionamos antes situaciones reales de peligro, y nos da la oportunidad de generar herramientas para afrontar ciertas situaciones”. Es normal que los niños también lo sientan, al fin y al cabo, “es una forma de mostrar al mundo que está madurando”, detallan desde la Escuela infantil Cabás. Por ello, tenemos que enseñarles, a medida que surgen sus temores, cómo hacerles frente.

  • Lo primero que debemos hacer es explicarles que existen miedos reales y falsos, como los fantasmas o la oscuridad. Estos últimos están en nuestra imaginación, nos confunden, y por esta misma razón, debemos aprender a superarlos.
  • Podemos formularles preguntas que les ayuden a pensar sobre ello. Por ejemplo, plantearles cuál es su miedo, cuándo aparece, cómo responde su cuerpo y si no existiera, todo lo que podría hacer.
fantasma-creatividad © Proporcionado por ¡Hola! fantasma-creatividad
  • La técnica del fantasma. María Díaz nos propone una técnica que emplean en la clase de niños de cuatro y cinco años. Consiste en crear un fantasma -podemos pintarlo en un rollo de papel higiénico-, que llevará una pequeña bolsa donde guardaremos los miedos del niño. El pequeño deberá dibujar o escribir en un papel qué es lo que le da miedo y guardarlo en esa bolsa. Más tarde, los leeremos para ayudarle a relativizarlo.

Lee: Cuentos infantiles para fomentar las habilidades emocionales

ira-emocion © Proporcionado por ¡Hola! ira-emocion

La ira

En estos días en los que toda la familia se encuentra en casa, pueden darse ciertos conflictos durante la convivencia. “Es importante explicarle al niño que tener ira no es malo ni antinatural si se sabe controlar”, asegura María Díaz. “La ira hace que las personas reaccionen frente a lo que no les gusta, produce cambios positivos y nos alerta para actuar”, añade. ¿Qué podemos hacer si nuestro hijo se enfada estos días?

  • Crear un rincón de calma. Un espacio didáctico, que nosotros mismos podemos construir con él. Al entrar, debemos sentir calma, y en ningún caso debemos verlo como “un rincón de castigo”.
  • En este lugar, encontrarán cosas que les ayuden a relajarse: títeres para compartir pensamientos, mandalas y pinturas para colorear, cuentos para leer… De hecho, recomienda tres títulos que nos podrán ayudar: Vaya rabieta, de Mireille D’ Allancé, Cuando estoy enfadado, de Trace Moroney, y La rabieta de Julieta, de Steve Antony. También disponibles en formato audiolibro.
tristeza-nino © Proporcionado por ¡Hola! tristeza-nino

Lee: Cómo educar la inteligencia emocional en los niños

La tristeza

Los niños se percatan de todo lo que sucede a su alrededor. Estos días de incertidumbre y nerviosismo, pueden experimentar momentos de altibajos emocionales. Sin embargo, ellos cuentan con un ‘arma secreta’ que los adultos hemos perdido con el paso del tiempo: “el asombro y la positividad”. Así que desde Cabás nos aconsejan una actividad para explicarles que hay que mirar nuestras rutinas diarias de una manera positiva y diferente. Una técnica que, además, advierten que puede servirnos para los mayores.

  • Primero tenemos que hablar con ellos. Preguntarles qué es lo que sienten, qué piensan de este momento y cómo les está afectando. Es muy importante que dejemos que hablen, sin interrupciones.
  • A continuación, les tranquilizaremos y explicaremos que en algunas ocasiones, podemos ver las cosas con pesimismo o tristeza.
  • Taller para aprender a mirar. La clave de esta actividad es que se establecerá relación entre el color negro y los sentimientos negativos, para que ellos lo entiendan mejor. En este taller necesitaremos:

Materiales:

  • Cartulina blanca
  • Ceras de colores, témpera negra
  • Palillos, tenedores…

Pasos:

  1. Pintar la cartulina blanca con una explosión de colores
  2. Cubrir los colores con la témpera negra. La cartulina debe quedarse totalmente negra
  3. Dejar que se seque

A continuación, les invitaremos a sentarse en un lugar que les aporte tranquilidad con su hoja negra. Les diremos que tienen que pensar con atención en esa situación o sentimiento que les preocupa. Cuando estén preparados, les indicaremos que dibujen, escriban… que se expresen, dejando volar su creatividad sobre esa cartulina. Es mejor que les dejemos solos para que no se sientan cohibidos.

Cuando hayan terminado, hablaremos con ellos. Con esto, aprenderemos que, aunque a veces haya cosas ‘negras’, debajo siempre hay algo de color.

Además, “explicaremos que no hay que entrar a valorar la emoción. No es buena ni mala, está ahí y debemos permitirnos sentirla para no quedarnos anclados en ella”, aclara la directora pedagógica de la Escuela infantil Cabás.

Lee: 7 manualidades superfáciles y creativas para hacer con los más pequeños en casa

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de ¡Hola!

image beaconimage beaconimage beacon