Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Torrent amenaza con volver a reprobar al Rey si no hay una "solución democrática"

Logotipo de El Confidencial El Confidencial 15/10/2018 EC/Agencias
Roger Torrent, en los pasillos del Parlament. (EFE) © EFE Roger Torrent, en los pasillos del Parlament. (EFE)

El presidente del Parlament, Roger Torrent, ha defendido haber puesto la Cámara catalana "al servicio de la democracia como hizo Forcadell" y ha amenazado con repetir la reprobación de Felipe VI aprobada el pasado jueves con los votos independentistas y de En Comú-Podem hasta que no haya "una solución democrática al conflicto político".

En una entrevista concedida a la 'Cadena Ser' ha subrayado que en el Parlament se debe poder hablar de todo y ha expresado que la petición de abolir la monarquía por ser una institución "caduca y antidemocrática" coincide con lo que piensa la mayoría de catalanes: "Una inmensa mayoría de catalanes y catalanas comparten valores republicanos".

A este respecto, ha expuesto que la Cámara reprobó al Rey para criticar que el monarca "entre otras cosas, ha dado cobertura a la represión y a la violencia ejercida contra la ciudadanía" de Cataluña durante el 1 de octubre y ha insistido en defender que él representa a los 135 diputados de la institución: "Incluso a todos los que puedan pensar que yo les represento más o menos".

El Gobierno estudia recurrir al TC

La polémica resolución llegó en vísperas de la Fiesta Nacional y el Gobierno no tardó en reaccionar. En una conversación informal con periodistas durante la recepción ofrecida por los reyes en el Palacio Real , la vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo, afirmó que el Ejecutivo podría recurrir al Tribunal Constitucional, en tanto que un parlamento autonómico "no puede cuestionar la figura del jefe del Estado, que es inviolable".

No obstante, Pedro Sánchez matizó que lo aprobado en Cataluña es una "propuesta declarativa y sin fuerza jurídica" similar a otra que Mariano Rajoy no recurrió. Tras admitir que su Ejecutivo "estudiará" el asunto, ha insistido en que no se ha cometido "ninguna irregularidad ni ilegalidad" y ha incidido en que el problema catalán es un debate circular, en el que los independentistas pueden plantear un referéndum, pero saben que no cuentan con el apoyo de la mayoría de ciudadanos.

Más noticias en MSN:

El Supremo ultima el auto clave y calienta el 'procés' en plenos Presupuestos

Jordi Sànchez (JxCAT): “Mi apuesta fue y sigue siendo sostener a Pedro Sánchez”

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de El Confidencial

image beaconimage beaconimage beacon