Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Detenido por escalar el Everest sin permiso

Logotipo de EL PAÍS EL PAÍS 19/05/2017 Xavier Fontdeglòria
Ryan Sean Davy, en una de sus fotos publicadas en Facebook escalando el Everest. © APF Ryan Sean Davy, en una de sus fotos publicadas en Facebook escalando el Everest.

Un oficial nepalí encontró al hombre escondido en una cueva cercana al campo base del Everest. Al ver que no contaba con el permiso para escalar la montaña, se le requisó el pasaporte y fue llevado hasta Katmandú, donde las autoridades lo detuvieron. "Estoy bajo custodia y lo estaré durante los próximos 10 o 15 días. Entonces me transferirán al departamento de Turismo, donde decidirán cuál será la pena. La multa entonces se convertirá en pena de prisión. Una vez más, por favor, no vengan a por mí, esto es cosa mía y voy a manejarlo. La policía ha sido muy respetuosa conmigo y he sido bien tratado", asegura Davy en un mensaje en su cuenta de Facebook publicado por su familia.

Davy fue encontrado en un punto intermedio entre el campo base (a 5.334 metros de altitud) y el campo uno (a 5.943 metros). Antes de su arresto llegó a este último punto, cruzando la peligrosa cascada de hielo de Khumbu, según se observa en varias instantáneas que hizo y colgó en Facebook en un vídeo. El hombre no contaba con ninguna experiencia previa relevante en el campo del alpinismo.

El Gobierno de Nepal concede permisos para escalar el monte que cuestan 13.000 euros, una medida que sirve para disuadir a los inexpertos y para financiar servicios públicos en el país, incluidos los rescates de escaladores heridos en su trayecto hasta el pico más alto del mundo, a 8.848 metros sobre el nivel del mar. El Departamento de Turismo del país ha emitido este año 371 certificados, según informa The Himalayan Times.

En una entrevista a la agencia France Presse, Ryan sostiene que era perfectamente consciente de que podía acabar entre rejas si intentaba ir más allá del campo base sin el certificado oficial. "Me di cuenta de que tendría que entregarme e ir a la cárcel porque no puedo pagar este permiso", dijo una vez arrestado. Su objetivo era publicar una película y un vídeo sobre su aventura, durante la cual esperaba salvar las vidas de otros escaladores.

"Solamente quería sentirme realizado ayudando a alguien, sin importar las consecuencias. No sabía cómo hacerlo y entonces me di cuenta de que, si hay un lugar en el mundo donde hay una garantía de que podría ayudar a la gente, este es el Monte Everest", aseguró. Davy dijo estar motivado por el caso del alpinista británico David Sharp, que murió en 2006 cerca de la cumbre de la montaña mientras otros grupos de escaladores pasaron cerca de él sin hacer nada para salvarle.

Una vez llegara a la cima, su plan era además descender por el lado tibetano de la montaña, algo que es ilegal (también lo sabía, dice) y podría haberle acarreado consecuencias ante las autoridades chinas. "Tras cruzar podía ayudar a la gente que se encuentra en la parte norte, en la que muchos hallan grandes dificultades, y podría haber ayudado a evitar posibles muertes". Davy comparecerá ante el juez este domingo y podría ser condenado a hasta cuatro años de cárcel.

Davy asegura que pasó los últimos seis meses en Aspen (Colorado, Estados Unidos) preparándose para el reto. En cuanto a la peligrosidad del desafío, era consciente de que su aventura podría haber terminado en problemas: "Esperaba que nadie hubiera tenido que venir en mi ayuda porque no quería arriesgar la vida de nadie más. Lo único que lamento es que me detuvieran antes de poder hacer una buena obra".

MÁS EN MSN:

24 cosas que debes saber antes de escalar el Everest

Vivir en el Monte Everest (Fuente: El País)

El sistema de los Himalayas están formados por unas 100 montañas asiáticas que separan el subcontinente indio de la meseta tibetana, ocupando parte de Bhutan, India, Nepal, República de China y Pakistán. Algunos de los grandes ríos del mundo, como el Indus o el Ganges, nacen de los Himalayas. En la imagen, la zona de Gokyo, muy popular para realizar actividades de trekking, debido a los hermosos lagos que la rodean. Vivir en el Monte Everest

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de EL PAÍS

image beaconimage beaconimage beacon