Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

¡Rechinando de limpio! Te decimos cómo lavar tu freidora de aire

logotipo de Animal Gourmet Animal Gourmet 24/05/2022 Paloma García Castillejos

Sí, la freidora de aire también se debe limpiar de manera periódica como el resto de tu cocina. No importa si le cayó lo más pegajoso y denso, siempre es posible dejarla como nueva después de usarla. ¡Ojo! La limpieza tiene mucho que ver con cómo la usas pues hay algunas cosas que no debes hacer en ella.

Siempre será más fácil hacerlo cuando está calientita pues aquellos ingredientes que se desparraman y hacen un desastre suelen ser sensibles al calor. Si ya dejaste que se enfriara, el agua a altas temperaturas también funciona.

Limpiar la freidora de aire de forma segura

Tu esponja de cocina es un caldo de cultivo de gérmenes (y lavarla con jabón puede agravar el problema) © Proporcionado por Animal Gourmet Tu esponja de cocina es un caldo de cultivo de gérmenes (y lavarla con jabón puede agravar el problema)

Lo primero que debes hacer cuando tengas intención de dejar tu electrodoméstico favorito es desconectarlo. Esto por tu seguridad, antes que nada, y también para que no haya un corto circuito que pueda dañarla. Antes de conectarla de nuevo asegúrate que todo esté perfectamente seco.

Existen decenas de modelos pero todas comparten un principio común: un aparato grande con un cajón desmontable que esconde la canastilla donde cocinas tus alimentos. Vamos por partes.


Galería: Horóscopos para millennials del 16 al 22 de mayo (Es Barrio)

Para limpiar la parte exterior del aparato utiliza un trapo húmedo. Las superficies suelen ser lisas así que no debes tener mayor problema para que quede limpia.

Para limpiar lo que no se ve hay que desmontar todo y solo dejar el aparato. Quizás encuentres una resistencia -el lugar de donde sale el calor- y un ventilador. Esos te recomendamos limpiarlos con una esponja que tenga algo de agüita y jabón de trastes. Cuando salgan las manchas, pasa un trapo seco y quita los residuos.

Lava la canastilla como si fuera un traste más. Si no sale ni con rezos al dios de la limpieza, sumérgela en agua calientita durante 10 minutos y vuelve a tallar con una esponja y suficiente jaboncito. ¿Sigue sin salir? Recurre al buen vinagre blanco o al jugo de limón.

El cajón desmontable se lava mejor cuando lo sumerges un ratito en agua caliente. Déjala unos 10 minutos y después talla con una esponja.

Para los recovecos y huequitos a donde no entra la esponja utiliza un cepillo de dientes o palillo. Te recomendamos que antes de tallar rocíes un poco de desengrasante y esperes. Después de que salga toooodo el cochambre, pasa un trapo seco para que no queden residuos que puedan contaminar tu comida.

¡Listo! Ahora, ¿qué quieres cocinar con tu freidora de aire, que ahora parece nueva? ¿Comida mexicana? ¿cenas? ¿cortes de carne? ¿postres? ¿pizza? ¡Tenemos de todo!

Y, por supuesto, no olvides suscribirte a nuestro canal de YouTube. Cada semana tenemos una receta nueva para ti.

Más de Animal Gourmet

image beaconimage beaconimage beacon