Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Shireen Abu Akleh, asesinada “probablemente” por disparos israelíes no intencionales, según EE. UU.

logotipo de France 24 France 24 05/07/2022 Gabrielle Colchen
Unas personas encienden velas durante una vigilia en memoria de la periodista de Al Jazeera Shireen Abu Akleh, frente a la Iglesia de la Natividad en Belén, en la Cisjordania ocupada por Israel, el 16 de mayo de 2022. © REUTERS/Mussa Qawasma Unas personas encienden velas durante una vigilia en memoria de la periodista de Al Jazeera Shireen Abu Akleh, frente a la Iglesia de la Natividad en Belén, en la Cisjordania ocupada por Israel, el 16 de mayo de 2022.

Este lunes, Estados Unidos publicó el reporte de la investigación sobre la muerte de la periodista palestino-estadounidense Shireen Abu Akleh. Según las conclusiones de dicho informe, es probable que la reportera falleciera por disparos desde posiciones israelíes, pero que su muerte no fuera intencionada. Los investigadores no pudieron llegar a una conclusión definitiva sobre el origen de la bala que la alcanzó. Los palestinos calificaron la investigación de “manipulación”.

Según los reportes estadounidenses, hechgs públicos este lunes, la periodista Shireen Abu Akleh fue “probablemente” asesinada por disparos realizados desde posiciones israelíes, aunque no pudieron confirmarlo. Los expertos añadieron que no tienen "ninguna razón" para creer que fuera un disparo intencionado. 

Los israelíes habían confiado a sus aliados de Estados Unidos la bala que mató a Shireen Abu Akleh para analizarla. Sin embargo, según los expertos de la nación norteamericana, el proyectil estaba demasiado dañado como para poder comprobar su origen. Para su análisis, las autoridades estadounidenses dicen haber tenido "pleno acceso" a las investigaciones de las fuerzas israelíes y de la Autoridad Palestina en las últimas semanas.

"En este caso concreto, a pesar de la investigación forense, no fue posible llegar a una conclusión definitiva. Por desgracia, no es posible determinar el origen del disparo. Por lo tanto, la investigación continuará,” dijo Benny Gantz, ministro de Defensa israelí.

Abu Akleh, reportera palestino-estadounidense que informaba sobre el conflicto palestino-israelí para el medio Al-Jazeera, falleció el 11 de mayo durante una incursión israelí en la ciudad de Yenín, en la Cisjordania ocupada. Los palestinos denunciaron una matanza intencionada por parte de Israel, extremo que la nación judía niega rotundamente. 

"Durante esta operación, se dispararon cientos de balas contra las tropas israelíes, que respondieron disparando sólo en la dirección de las fuentes de fuego", se excusó Gantz. 

Sin embargo, el ministro de Asuntos Civiles de la Autoridad Palestina, Hussein Al-Sheikh, no se mostró nada conforme con las conclusiones de la investigación. "No aceptamos los intentos de ocultar la verdad y no tenemos miedo de acusar a Israel (...), que es responsable del asesinato de Shireen Abu Akleh,” dijo en reacción a la publicación del comunicado. 

El liderazgo palestino denuncia una investigación manipulada 

Los palestinos reaccionaron airadamente al informe del Departamento de Estado estadounidense.

El fiscal general palestino, Akram al-Khatib, dijo que la conclusión de EE. UU. sobre la bala "muy dañada" era incorrecta y afirmó que Abu Akleh había sido atacada deliberadamente.

"La bala no es la única prueba, hay otras pruebas, testigos, el lugar de las heridas, los restos de las balas, también las investigaciones que se llevaron a cabo. Todas ellas condenan a Israel en este crimen, y el intento de Estados Unidos de demostrar que Israel es inocente, ha fracasado", dijo el jefe de la oficina palestina de Al-Jazeera, Walid al-Omari.

Nabil Abu Rudeinah, portavoz del presidente de la Autoridad Nacional Palestina, Mahmud Abás, describió la investigación de EE.UU. como una "manipulación" de los hechos y advirtió que seguirán buscando justicia en tribunales internacionales.

"Israel es el único bando que disparó (a Shireen), y nunca renunciaremos a nuestro derecho a perseguir este crimen en el tribunal penal internacional. La Administración estadounidense debe preservar su credibilidad y hacer que el Gobierno israelí y su Ejército sean plenamente responsables del asesinato" dijo el portavoz. 

Tras inspección de material fotográfico, video, consultas a expertos y entrevistas a testigos, la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos concluyó el 24 de junio que el ejército israelí era responsable de la muerte de la periodista.

“Toda la información que hemos recabado -incluida la información oficial del ejército israelí y del fiscal general palestino- es coherente con la conclusión de que los disparos que mataron a Abu Akleh e hirieron a su colega Ali Sammoudi procedieron de las fuerzas de seguridad israelíes y no de disparos indiscriminados de palestinos armados, como afirmaron inicialmente las autoridades israelíes”, publicaron las Naciones Unidas el 24 de junio. 

La familia de Abu Akleh, aterrerada por la investigación 

La familia de la periodista fallecida cuestionó este lunes con dureza el informe forense de los expertos y lo describió como un insulto a la memoria de la reportera.

La familia se mostró especialmente molesta ante la conclusión de que el disparo que mató a la reportera no fue intencionado sino el resultado de "trágicas circunstancias" durante una operación del ejército israelí en la ciudad cisjordana de Yenín.

"Esto es un insulto a la memoria de Shireen e ignora la historia y el contexto de la brutal y violenta naturaleza de la que es hoy la más larga ocupación militar en la historia moderna", señaló la familia en un comunicado, que describió su muerte como una "ejecución extrajudicial".

"Decir que esta investigación, con su total falta de transparencia, objetivos indefinidos y apoyo a la posición general de Israel es una decepción sería insuficiente", agregó la familia, que adelantó que continuará abogando por justicia "a pesar de los intentos de ocultar la realidad".

Con EFE, Reuters, AFP

Más de France 24

image beaconimage beaconimage beacon